domingo, 30 de mayo de 2010

Lee.


Si, no tengo titulo para esta entrada. La idea era que la leyeras, aunque se que no lo harás. Tengo tiempo sin escribir. Tiempo sin hablarte. Tiempo sin tener una noche, tarde o dia tranquila. Tengo tiempo sin sonreír con ganas de hacerlo. Tengo tiempo sin ti. Y si, no soy capaz de resignarme. Manana te voy a dar una carta. Como las de siempre. Pero esta no pide que vuelvas; no dice Te Amo en todos lados y no dice que moriré. Esta dice cosas sinceras, cosas que te hagan recordar. Cosas que a pesar de todo, siguen valiendo la pena. Porque recordar nunca esta demás. Sabes, por primera vez, no te pediré que vuelvas. Porque ya no me quieres. Ya me olvidaste o bueno, al menos, ya no me quieres recordar. Pero esta bien, se feliz. De todas maneras, voy a hacer lo posible por no perderte. No molestare, seguiré viviendo, frágil, dramática y todo. Pero seré yo; seré la Alejandra Blanco de la que te enamoraste hace mas de un anho. La que te gustaba todo; la que se pinta hasta para ir al bano; la que se ríe por todo y nunca deja de cantar. La que llora por cosas que valen. La que es feliz. Porque solamente eso, hará que cuando extrañes besarme, te enamores de nuevo. 

Yo si recuerdo y hemos vivido TANTAS cosas buenas, que con solo mirar el techo; me doy cuenta de que; si nos perdemos el uno al otro; nunca será para siempre.