domingo, 1 de agosto de 2010

1 mes.


Hoy ya es 2 de agosto. Hace un ano estábamos celebrando un mes juntos. De haber luchado contra viento y marea por algo tierno, un sentimiento raro y cursi al que llamábamos: Amor. Ahora se lo que realmente es. Y no es lo cursi y lindo que me dijiste en el parque de la casa de Daniela, mientras me hacías cariñitos en el pelo, tenias tu pierna encima de mi pantalón de culebra y me mirabas a los ojos con cautela. No es eso. Es mas... Mucho mas. En esos momentos, solo había amor, verdadero y maduro cuando me cargabas. Recuerdo eso. Mis piernas al rededor de tu cintura, tus manos en mi cadera sosteniendo mis 42 kilos con tus brazos, en ese entonces nos tan fuertes y experimentados como ahora y sin una sola queja. Tu pecho contra el mío y tu boca recorriendo lentamente mi cuello mientras miraba al cielo y te decía 'Te amo'. Todo era mas fácil, cuando me solías decir que no te irías, cuando no pensaba en perderte o en dejarte ir. Cuando te quería por lo que era contigo y no por la falta que me haces ahora que no estas. Cuando hoy, hace un ano mi estado de Facebook fue: Todos Atrevanse Un Poco... Si No Me Hubiera Atrevido 32 Días Atrás: Hoy No Tendría 1 Mes Siendo Feliz Contigo... Yo Lo Intente De Nuevo: Haganlo Uds... TeAmoDemasiado...

Y eso era amor. Los pequeños detalles como besarme en el cuello, cargarme, pedirme para oír el latido de mi corazón mientras estábamos acostados en el piso viendo las estrellas... Esos detalles, quedan.

Y nada se borra; todo se recuerda. Todo se puede.